6 hábitos sanos a la hora de hacer deporte

Cuando entramos en un año nuevo, una de las cosas que por lo general la gente suele hacer es acudir al gimnasio o practicar algún deporte para ponerse en forma y tener así una vida saludable. Afortunadamente, los estilos de vida saludables no se limitan a una ensalada verde y una sesión de bicicleta estática.

Hábitos sanos que nos aportan bienestar

A continuación te daremos algunos consejos que puedes llevar a cabo para mejorar tu salud y tu bienestar:

Comer sano en buena compañía

Reducir las necesidades de vitaminas y minerales es una cosa, pero comer de manera saludable es en nuestra opinión, un concepto mucho más amplio que también abarca el contexto en el que comemos.

Compartir comidas con amigos y familiares ayuda a romper el aislamiento al conectarse con personas reales.

También nos obliga a pensar en la rapidez en la que comemos nuestro almuerzo, de manera que lo haremos de una forma más pausada, así nuestra digestión estará estable y sabremos exactamente cuándo decir “No tengo hambre”.

Por lo tanto, anímate en lugar de comer solo frente a una pantalla, invita a algún amigo y comparte un rato agradable.

Encuentra una actividad que te guste

El entrenamiento más efectivo es aquel que lograrás hacer eficientemente y es que para ponerse en forma no faltan las opciones.

Si estás cansado del gimnasio, no detengas la actividad física, prueba una o más de estas nuevas opciones: aqua fitness, Pilates, yoga, zumba, kickboxing, spinning,  senderismo, bádminton, etc. Tu estado de ánimo y tu metabolismo te lo agradecerán.

Ayudar a los demás

La generosidad es buena tanto para la moral como para la salud. Dar algo a alguien daría lugar a regiones cerebrales asociadas con la recompensa, como es el caso de los alimentos o actividades sexuales.

Además, se ha demostrado que los adultos obtienen más placer al gastar para otros que para ellos mismos. Al dar hacemos un gesto altruista mientras mejoramos nuestro propio bienestar.

Es muy efectivo, por lo que planifica esas pequeñas cosas que puedes aportar a la sociedad y que te producen una gran satisfacción al aportar tu tiempo y energía en causas que te resultan gratificantes, como por ejemplo donar sangre, cocinar para las personas necesitadas, acompañar a los ancianos que están solos, etc.

Cocinar más

Los nutricionistas son unánimes y es que cocinar tus propios alimentos básicos sin procesar es uno de los mejores beneficios para la salud. En comparación con los productos industriales, lo hecho en casa realmente es más sano, ya que tiene menos sal, azúcar y grasa, y más vitaminas, minerales, antioxidantes, fibra, etc.

Por lo tanto, vale la pena invertir algunas horas al mes para preparar la comida, es decir, cocinar algunos platos y congelarlos para los días en los que no tengamos tanto tiempo. Empezar por platos sencillos llenos de nutrientes es un buen comienzo.

Duerme lo suficiente

Dormir es cualquier cosa menos tiempo perdido y es que dormir lo suficiente tiene un efecto realmente positivo en todo nuestro organismo.

De hecho, la falta repetida de sueño aumenta el riesgo de ciertos problemas de salud, como pérdida de memoria, aumento de peso, diabetes, enfermedades cardiovasculares, etc.

Haz de tus noches una prioridad y adopta unos buenos hábitos para dormir mejor este año.

Desconectar

Es muy relajante no estar constantemente atento a la lectura de un mensaje de texto o a las redes sociales. Para estar más tranquilo pon el modo de vuelo de tu teléfono una o varias horas antes de irte a dormir y sobre todo sal los fines de semana a la naturaleza y lejos del Wi-Fi.

Hábitos saludables que puedes adoptar por las mañanas

Para que tus mañanas sean la antesala de un prometedor día, adopta estos buenos hábitos para tu salud y para tu bienestar:

Bebe agua

Antes de tomar un café debes tomar un gran vaso de agua. Comienza el día con esta acción y verás los beneficios que te aportará, ya que tendrá efectos positivos en tu energía y en la salud de tu cuerpo, así como también proporcionará un mejor aspecto a tu piel.

De hecho, estar bien hidratado es esencial para mantenerse saludable.

Hacer ejercicio

Algunos salen a correr, otros van al gimnasio, pero tú también puedes quedarte en casa y hacer ejercicios en esta. No importa a qué hora del día los hagas los efectos son siempre positivos.

Running, salir a correr

Nutre tu cuerpo

Necesitas alimentarte y el desayuno es la comida más importante del día. Si no puede ingerir ningún alimento nada más levantarte, prepara un desayuno en piezas que puedas comer de camino a la oficina o cuando llegues al trabajo.

Alimenta tu mente

También debes cuidar tu mente. Comienza tu día con una sonrisa y visualizando nuevas actividades, haciendo todo de manera objetiva y positiva ¿El propósito de estos gestos? Calman tu ego interior, aligera tu carga mental y te ofrece ideas claras.

Divertirse

Date un respiro y regálate momentos exclusivamente para ti. ¿Te gusta tomar un buen café? Tómate el tiempo necesario para prepararlo, elige tu taza favorita y luego disfrútalo. Reduce la velocidad de tu día a día para ofrecerte un momento de auténtico bienestar.

Esto hará que hagas lo que hagas lo llevarás a cabo con una sonrisa.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *